Saltar al contenido

¿Se pueden reutilizar las bolsas de envasado al vacío?

Se pueden reutilizar las bolsas de envasado al vacío

Claro que las bolsas de envasado al vacío se pueden volver a utilizar, pero hay algunas cuestiones que debes tener en cuenta. Básicamente todo dependerá de la comida que hayamos guardado en ellas.

Si estas leyendo esto es porque seguro tienes algo de experiencia con el envasado al vacío, y conoces muy bien todos los beneficios a la hora de proteger nuestra comida.

Comer alimentos en mal estado no es algo que alguien desearía, y eso es lo que ocurre cuando sobrepasa su fecha de vencimiento.

Para poder evitarlo, siempre es necesario asegurarnos de almacenar de forma apropiada nuestra comida de acuerdo a cada tipo, asegurando también las condiciones idóneas para esto.

No nos referimos a lo que tiene que ver con el envasado de mermeladas o condimentos que ya todos conocemos, sino de guardar sandwiches, pescado, carnes marinadas, queso y otros alimentos frescos  y cocidos que deseamos que se mantenga así.

Hay mucha razones por las cuales las bolsas de sellado al vacío se han convertido en un ítem imprescindible en las cocinas, pero la más importante es que a todos estos beneficios se le suma el de que son muy sencillas de utilizar.

La demanda de este tipo de almacenamiento está en aumento en las tiendas online y los comercios de a pie, ya que te permiten ahorrar dinero y son amigables con el medio ambiente al reducir los desechos de comida y de plásticos también.

No podemos responder la pregunta de si una bolsa es reutilizable sin entrar en algunos detalles, y eso es lo que vamos a hacer aquí. Si quieres aprender más sobre este mundo del envasado al vacío no te vayas aún, que todavía queda mucho por conocer.

Los beneficios de usar una bolsa de sellado al vacío

bolsas de envasado re usar

Ya vimos que hay muchas ventajas de mantener nuestra comida al vacío, como el hecho de ahorrar dinero y reducir desperdicios.

Es un método practico y cómodo para almacenar los alimentos, que mantiene nuestra comida fresca como cuando recién la pusimos en la bolsa hasta mucho tiempo después.

Pero estos no son los únicos y ahora te vamos a hablar de ellos.

El principal motivo por el que alguien desearía guardar sus carnes y verduras de esta forma es por su preservación.

Es interesante saber que en contrapartida de los sistemas tradicionales de guardado de comida, el envasado al vacío puede triplicar y hasta quintuplicar la vida de una gran cantidad de comidas.

Por ejemplo, en el caso de la carne, si la ponemos en el congelador sin tomar ninguna medida antes, lo lógico es que dure 6 meses. Sin embargo, si previamente utilizamos una bolsa y la sellamos, su vida útil se extiende hasta los 3 años.

Lo mismo ocurre con el queso que suele expirar en 2 semanas una vez abierto. Esto puede transformarse en 2 a 3 meses si se toman los recaudos necesarios.

Así tu comida e ingredientes pueden ser protegidos de las bacterias que la echan a perder y los daños que provocan los métodos tradicionales que ya todos conocemos.

La idea detrás de todo esto es quitar el aire previniendo así la deshidratación de los alimentos.

Por eso no sorprende que cuando quieres consumirlos de vuelta estos no han perdido ni la textura ni el sabor que los caracterizabas semanas atrás.

Mientras que resta aun responder en detalle si se puede volver a usar una bolsa, al menos sabemos que es perfectamente seguro hacerlo en un primer momento.

Si te gusta la comida y amas los aromas y sabores que estas te ofrecen, una envasadora al vacío es algo que debes considerar para seguir disfrutando de esta pasión.

Resumen:

  • Preserva la comida
  • Mantiene los sabores y olores
  • Evita que se eche a perder rápidamente
  • Ahorra dinero
  • Cuida el medio ambiente

¿Es seguro reutilizar las bolsas de vacío?

Bolsas de vacío reutilizables

Una vez que hablamos de un punto importante, que son los beneficios de usar este método, podemos centrarnos es su reutilización y como evaluar esta practica en cuestiones que tiene que ver con nuestra salud.

Sabemos que se pueden volver a usar esta clase de bolsas, pero nuestro primer consejo, y es el más importante, es que siempre revises lo que dicen los organismos de salud de tu país respecto a esto. Dicho esta aclaración, pasemos a lo que se considera como buenas practicas.

Lo primero que debemos evitar al reutilizar una es a que antes no haya contenido carne, queso o pescado crudos. La razón es que aunque pienses que lavarlas destruirá las bacterias que haya quedado, la realidad es que seguramente no quieres apostar a que quede alguna más resistente como la Salmonella o E.Coli.

Aun cuando consideres que es segura de usar porque no ha estado en contacto con estas comidas de riesgo y has tomado todas las precauciones posibles, tienes que lavarlas de forma apropiada para eliminar los restos de grasa o aceite. Más que nada para que no afecte los nuevos alimentos que pondremos allí. Con la utilización de jabones suaves y agua caliente es más que suficiente para eliminar estos residuos.

Por último, revisar que la bolsa se encuentre en excelentes condiciones y no tengan ninguna abertura por donde pueda entrar el aire. Ya que de estar dañada, dejaría de ofrecer la mayor ventaja que tiene, que es la de no dejar que entre el aire en ella. Si encuentras que se ha roto entonces tirala y consigue una nueva, es mejor esto a lamentarse por la comida desperdiciada después.

Resumen:

  • No haber almacenado carne, queso y pescado crudo
  • Lavarla de forma apropiada
  • Revisar la condición de la bolsa

Conclusión

Las ventajas de usar un método como este para el almacenamiento de nuestros productos comestibles son muchas, incluyendo ser una opción amigable con el planeta y ayudar a ahorrar dinero.

La respuesta a si podemos reutilizar las bolsas ya hemos dicho que si, pero tienes que tener presente algunas advertencias de las que antes hemos hablado para evitar cualquier tipo de problema y riesgo.

Ahora ya lo sabes, invertir en buenas bolsas para que no tengas que estar comprando todos los días y vigilar aquellos alimentos que pueden generar una contaminación cruzada.