Saltar al contenido

¿Cómo envasar al vacío frutas y verduras?

Cómo envasar al vacío frutas y verduras

Envasar al vacío la comida en bolsas, especialmente diseñadas para la tarea, y luego almacenarlas en el refrigerador o en la alacena puede aumentar la vida útil de los alimentos dramáticamente.

Pero la realidad es otra, y si realizamos mal este proceso entonces no conseguiremos un beneficio mayor al de hacerlo en recipientes normales.

De hecho, podemos estar creando nuevos problemas en lugar de resolverlos si no somos cuidados.

Dicho esto, aquí encontrarás algunos consejos de como deberías envasar los productos frescos, como las frutas y los vegetales, con tu envasadora al vacío.

Si no tienes una, puedes mirar para comprar alguna de las que consideramos mejores.

Los problemas del envasado al vacío de frutas y verduras

En un primer momento, envasar frutas y verduras enteras al vacío y guardarlas en el refrigerador parece un concepto bastante sensato. Y está bien si pensamos consumirlas en un plazo de 8 a 12 días.

Sin embargo, las mismas verduras, cuando se almacenan en una atmósfera reducida de oxígeno (como es en nuestro caso) y se mantienen a bajas temperaturas, liberan ciertos gases que interfieren con la integridad de la bolsa, haciéndola porosa.

Una preocupación aún más grave es la presencia y el lento crecimiento de bacterias anaerobias en estos alimentos cuando se sellan al vacío y se guardan en el refrigerador sin preparación previa.

Estas bacterias pueden encontrarse en el suelo y, por tanto, transferirse a las frutas y verduras.

Además, cuando estas mismas verduras se sellan al vacío, solo estamos generando mejores condiciones para que las bacterias crezcan y prosperen.

¿Cómo preparar las frutas y verduras antes de envasarlas al vacío?

Debemos empezar pelando las frutas y verduras más grandes y cortándolas en porciones más pequeñas, mientras que los productos más pequeños, como las bayas, las ciruelas, etc., pueden dejarse enteros.

A continuación, las limpiamos bien bajo el grifo. Además, en el caso de las verduras, hay que escaldarlas «rápidamente» y colocarlas en un recipiente con agua helada inmediatamente después.

Este método de escaldado requiere colocar los trozos de verdura en agua hirviendo durante muy poco tiempo (1-4 minutos).

La alta temperatura matará cualquier bacteria que sobreviva en la superficie y detendrá el proceso de maduración en ellas, mientras que el corto período de tiempo asegurará que conserven su rigidez natural.

Ponerlas inmediatamente en agua helada matará cualquier proceso de cocción posterior que pueda estar teniendo lugar en las verduras.

Pero antes de sellar al vacío las frutas y verduras cortadas, es necesario escurrir el agua de las mismas envolviéndolas en papel secante. No debe pasar mucho tiempo entre este último paso y el envasado.

En este caso, es aconsejable guardar verduras similares en un paquete, por ejemplo, las verduras crucíferas en uno, las zanahorias, las remolachas, etc. en otro, y así sucesivamente.

¿Cuánto duran las verduras frescas?

Para poner las cosas en perspectiva, veamos primero lo bien que se conservan las verduras frescas cuando se almacenan sin envasar al vacío.

A excepción de las patatas (mira como envasarlas), la mayoría de las verduras de la tabla siguiente se conservan mejor en el refrigerador.

3 a 5 días6 a 8 días2 semanas o más
AlcachofasPimientosCalabaza de bellota
EspárragosBrócoliRemolacha
MaízColes de BruselasZanahorias
PepinosColesCebollas
CebollasColiflorChirivías
EspinacaApioPatatas
Calabazas amarillasBerenjenaRábanos
CalabacínJudías verdesPatatas dulces
Pimientos picantesNabos
LechugaCalabaza de invierno

¿Cuánto duran las verduras envasadas al vacío?

En promedio, el envasado al vacío mantiene las verduras frescas entre 3 a 5 veces que con el método tradicional.

El tiempo exacto depende de varios factores, entre ellos:

  • La frescura del producto antes del sellado
  • La preparación adecuada
  • La calidad del envasado

Para prolongar el tiempo de almacenamiento mucho más, muchas verduras pueden congelarse primero y luego sellarse al vacío.

Algunos alimentos pueden durar hasta 2 años si se conservan de esta manera. Sobre esto vamos a hablar más al final del artículo.

Congelar rápidamente verduras y frutas

Si estamos planeando almacenar verduras durante un período aún más largo (2 años o más), entonces necesitamos pensar la posibilidad de congelarlas rápidamente antes de realizar con el proceso de sellado al vacío.

Congelar rápidamente verduras y frutas

Al contrario de lo que ocurre con el proceso normal de congelación, todos los jugos y nutrientes quedan encerrados en el interior de los alimentos en forma de diminutos cristales de hielo con la congelación rápida. Así, al rehidratarse, tienen un sabor muy parecido al producto original.

Como proceso científico, la congelación o secado instantáneo se lleva a cabo en laboratorios con equipos costosos y gases superenfriados. Pero, con algunas improvisaciones, nosotros también podemos conseguir en gran medida el mismo efecto en la comodidad del hogar.

Básicamente, lo que se hace es colocar los trozos preparados de verduras o frutas de manera uniforme en una bandeja grande para galletas para formar una sola capa en la que ninguno de los trozos se pegue.

Esta bandeja se mete en el congelador y se deja allí durante un tiempo determinado. Un método aún mejor es cubrir los trozos de fruta o verdura con hielo y luego meterlos en el congelador, lo que iguala aún más el proceso de congelación.

Si queremos comprobar que hemos conseguido el efecto deseado, sacamos un trozo de la bandeja y lo descongelamos para comprobar si se rehidrata con la consistencia adecuada.

Las frutas y verduras deshidratadas al vacío pueden durar varios años sin perder su sabor ni sus nutrientes.

Cuando estemos listos para reutilizarlas, solo tenemos que sacar los que deseamos consumir de la bolsa y recalentarlos en el microondas o en la vaporara con un poco de agua.

¡Sabrán igual que cuando estaban recién arrancadas!